Complementos de aceite de pescado se relacionan con un menor riesgo de enfermedad cardíaca y muerte

Relacionado

Desde hace siglos se le ha dado uso al aceite de pescado, no solo para fines culinarios, sino también como un suplemento vigorizante en la dieta de las personas. En época de antaño, mercaderes lo vendían como la panacea para todo tipo de males del cuerpo; desde mal de amores, calvicie, mal de ojo, virilidad, ceguera, entre cualquier otro mal que se le ocurriera al comercial ofrecer, con tal de vender su producto milagroso.

Con el paso de los años y el avance de la ciencia, se ha demostrado que no era así, pero esa creencia se la llevaron nuestros abuelos y bisabuelos a la tumba, por lo que hoy día la efectividad del aceite de pescado como suplemento alimenticio ha generado discusiones intensas y debates entre nutricionistas, bionalistas y otros integrantes del gremio médico y científico en torno a la efectividad. Así como los beneficios de esta sustancia en la salud de las personas. 

Durante generaciones, vimos evolucionar esta sustancia en presentaciones, sabores y combinaciones con otros suplementos alimenticios. A muchos cuando chicos nos tocó probar el sabor original del aceite de bacalao.

A las generaciones recientes les tocó más fácil, el mismo aceite endulzado, con otros componentes vitamínicos y minerales y con sabores de frutillas y presentaciones de los envases que hacen que los niños lo pidan como si se tratara de un dulce más. Y para los adultos en cápsulas blandas con los que ni remotamente se le siente el sabor a pescado.

el aceite de pescado evita sufrir enfermedades cardíacas

No es la panacea a las enfermedades cardiovasculares

Distintos laboratorios y centros de investigaciones alrededor del mundo han conducido estudios que apuntan a que el consumo frecuente de aceite de pescado en sus distintas presentaciones coadyuva en disminuir el riesgo de padecer patologías cardiovasculares, apoplejías, paros cardíacos o fallecer prematuramente.

Otras fuentes médico científicas indican que los estudios sobre el uso de aceite de pescado no son concluyentes, aunque cardiólogos alrededor del mundo recetan este suplemento alimenticio para sus pacientes, a fin de prevenir enfermedades cardiovasculares, arrojando datos positivos.

A pesar de lo positivo de dichas observaciones, esta sustancia no es la panacea para los pacientes cardiópatas. Aún no se han podido determinar las dosis exactas ni los esquemas de tratamiento para la ingesta de cápsulas de aceite de pescado, a objeto de que sean clínicamente determinantes.

Una importante revista médica, British Medical Journal (BMJ), publicó un estudio relacionado con el uso del aceite de pescado, en el que un tercio de los cerca de 500 mil personas, entre mujeres y hombres con edades entre los 40 y 69 años inscrito en el estudio realizado en el Reino Unido, manifestaron que tomaban aceite de pescado como suplemento en sus dietas diarias, de manera regular.

Datos reveladores del estudio

La publicación reveló que se hizo seguimiento durante nueve años a registros médicos de los sujetos de estudio, a la vez que se revisaron los registros de defunción, que al ser cotejados con los datos aportados por los sujetos de estudio sobre el consumo de suplementos con aceite de pescado, se determinó que quienes lo consumían tenían un 13% menos de riesgo de muerte

La probabilidad de muerte por alguna afección cardiovascular era un 16% menos y el 7% de probabilidad de riesgo de sufrir un ataque al corazón o accidente cerebrovascular (ACV).

El estudio publicado está basado en observaciones estadísticas que solamente pueden demostrar la asociación de datos médicos con hábitos alimenticios, por lo que no se puede saber con certeza el efecto del aceite de pescado en el organismo. ¿O es que el cambio en los estilos de vida, más ejercicio, dejar de fumar, dormir las horas requeridas etc. así como los hábitos dietéticos en las personas objeto del estudio son los que influyeron en las estadísticas?es necesario comer de manera balanceada

Estudios no han determinado con exactitud los beneficios del aceite de pescado, pero su consumo es bueno. Solo que debe ser acompañado de hábitos saludables como hacer ejercicio y llevar un plan de alimentación balanceado

No obstante los autores del referido estudio, indicaron que de acuerdo a los análisis de la data obtenida, se demostró que los beneficios no eran vinculantes a los factores, tales como el sexo, edad, hábito alimenticio, estilo de vida, fármacos utilizados y otros suplementos.

Un dato importante es que el estudio refleja que los sujetos que consumían aceite de pescado también tenían buenos hábitos al realizar actividades físicas, tener una dieta sana, comer pescado con mucha frecuencia y sobre todo, eran poco propensos a consumir productos tabáquicos.

A pesar de que es un estudio con una base de datos importante y un tamaño muestral significativo en un periodo de observación a largo plazo, los resultados no son conclusivos sobre la efectividad del consumo de aceite de pescado como suplemento alimenticio, por lo que dietistas, cardiólogos, neurólogos etc, no dejan de recomendar siempre una dieta sana, baja en grasas saturadas, realizar mucho ejercicio y dejar de fumar, entre otras indicaciones que permitan a las personas llevar una estilo de vida sano, con un cuerpo saludable.

El omega 3: para tener un buen corazón

El aceite de pescado es rico en ácidos grasos, omega 3 (ω-3), una grasa poliinsaturada que se puede obtener por vía natural consumiendo, no solo pescados sino también nueces frutos secos y algunas frutas de hojas verdes, o por la vía de suplementos procesados en laboratorios farmacológicos y presentadas en cápsulas blandas.

Ensayos clínicos han demostrado que estos ácidos grasos tienen un efecto beneficioso sobre el sistema cardiovascular de las personas al mejorar la presión arterial; reducir inflamaciones vasculares y mejorar el flujo de sangre al corazón. 

hacer ejercicio involucra los beneficios que aporta el aceite de pescado

También mejora el perfil lipídico reduciendo los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, pero por sí solo no está demostrado que alarga la vida o reduce riesgos de afecciones o eventos cardiovasculares.

Aun cuando se conocen los beneficios del aceite de pescado, los médicos y nutricionistas en todo el mundo siguen indicando a sus pacientes que lleven un estilo de vida sano, con una dieta equilibrada rica en frutas y vegetales frescos alta en fibras naturales; baja en sal y azúcares procesadas; bajo en aceites y grasas saturadas; dejar las bebidas procesadas como refrescos y de sabores artificiales; hacer ejercicio de manera regular; dejar de fumar; así como no abusar de las bebidas alcohólicas y a lo que muchos galenos agregan: sea feliz y disfrute de la vida activamente con familiares y amigos.

 

Otros artículos

Comentarios

Popular